Oídio, preventivos y curativos

Valora este artículo
(0 votos)

Oídio es el nombre de una enfermedad de las plantas y del hongo que la produce. Es un hongo que tiene aspecto de un polvo blanco. La aparición del Oídio suele darse en ambientes de elevada humedad, riegos por aspersión, o lluvias prolongadas con temperaturas entre 10º y 20ºC. Su propagación se ve favorecida por los cortes y heridas, así que procuraremos no tocar las plantas sensibles cuando están mojadas.

 El rosal es una de sus víctimas favoritas, en las plantas de hortalizas que más se manifiesta son: los calabacines, pepinos, melones y sandia.

Para eliminar el oídio es aconsejable quitar las hojas afectadas para realizar un tratamiento de forma eficaz. Eliminando las partes afectadas a tiempo evitaremos la propagación a otras hojas y tallos y también entre plantas.

 

Los fungicidas de contacto son preventivos principalmente: Azufre y Dinocap. El Azufre es un antiodio barato y eficaz, además también mata a ácaros y sirve como nutriente. No lo apliques cuando la temperatura sea superior de 33ºC porque produciría quemaduras. También se utiliza Dinocap, pero es más mediocre que el Azufre.

La Cola de Caballo contiene una Saponina tóxica para los hongos llamada Equisetonina y Ácido silísico, que favorece la estructura de la planta. Además de estos componentes posee también Flavonoides como Isoquercitósido, Galuteolina o Equisetrina. Por último cabe destacar su riqueza en determinados ácidos orgánicos como Nicotina, Palustrina o Dimetilsulfona. Todos estos componentes hacen que la Cola de Caballo sea uno de los fungicidas más eficaces en agricultura ecológica. Incluso se le reconoce cierta acción insecticida contra pulgones y araña roja.

Una buena solución ecológica contra los hongos de nuestras plantas como el Oídio, es atraer, mantener, criar y utilizar a su depredador natural las mariquitas amarillas o de 22 puntos que a diferencia de sus primas las Coccinellas Septempunctatas o mariquitas de Siete Puntos que se alimentan de insectos de cuerpo blando como el pulgón, éstas, las mariquitas amarillas, se alimentan exclusivamente de los hongos que atacan sobre todo nuestras hojas.

También existen fungicidas sistémicos: Penconazol, Ciproconazol, Pirifenox, Fenarimol, Propiconazol... Los reservamos mejor para cuando no surja efecto los métodos anteriores.

 

Desde Hortimatic, esperamos que estos cortos apuntes os sirvan de ayuda, para cualquier otra duda que os pueda surgir no dudéis en consultarnos.

Visto 110 veces Modificado por última vez en Lunes, 28 Noviembre 2016 12:37
Davinia Hidalgo

Davinia estudió Ingeniería Mecánica en la Universidad Carlos III de Madrid y posteriormente amplio sus conocimientos en materia informática.

Durante casi una década ha trabajado en el mantenimiento industrial.

En la actualidad es copropietaria de Hortimatic Grow-Shop, gestiona la tienda de Guadalajara y trabaja como WebMaster para varias marcas del sector.

Cultivadora y activista cannábica, férrea defensora del uso responsable de la marihuana, así como de su cultivo para el auto-consumo.

Davinia colabora con diversas asociaciones cannábicas, ha participado como juez en copas y es colaboradora fotográfica de la revista Cáñamo.

Sitio Web: www.nativosonline.com
Inicia sesión para enviar comentarios